Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

jueves, 13 de octubre de 2011

Rincón de los animales

Nota del autor
El programa de Cátedra Municipal Sopetranera ofrece un nuevo servicio a los ciudadanos y visitantes de las páginas Gobierno en Línea y Los Gavirias de Sopetrán, que aparecerá cada mes bajo el nombre de Rincón de los animales. En él, podrán conocer con más propiedad a cada uno de los miembros de nuestra fauna y tendrán la oportunidad de disfrutar de hermosas fotografías de cada uno de ellos.
Después de una observación cuidadosa por espacio de dieciocho años, en los cuales estuve haciendo anotaciones de todo lo que ocurría con los gallinazos, logré reunir la información suficiente para producir este artículo, del que estoy seguro, va a servir a profesores, alumnos y ciudadanía en general y a los visitantes de nuestras páginas les va a suministrar información muy útil sobre el equipo de limpieza de la naturaleza.
No sobra decir que los fascículos de esta serie, son coleccionables y que con ellos reunidos se tendrá a la mano un tratado de la zoología de nuestro pueblo.
Darío Sevillano Álvarez

Rincón de los animales
Darío Sevillano Álvarez


El gallinazo,
un diseño perfecto para limpiar la naturaleza


Los catártidos

La naturaleza siempre ha sido una madre sabia que diseña en los seres vivos, los mecanismos necesarios, para que cumplan con su misión buscando la manera de hacer las cosas a la perfección, incorporando en el diseño: Color, forma, arquitectura e ingeniería.

Cuando nos hablan de un Gallinazo, lo primero que debemos hacer, es clasificarlo, es decir colocarle en el grupo de animales parecidos a él.  La clasificación, sería la siguiente:

El gallinazo común.

Reino: animal.
Clase: aves.
Orden: catartiformes. (parecidos a gallinazos).
Familia: catártidos. (gallinazos).
Género: coragys. (el humilde).
Especie: atratus. (de corazón valiente).

Hay otras especies en esta familia: el Catartes aura o guala (el gallinazo madrugador), se le dice así porque llega primero que los demás de su especie; algún científico explica muy razonablemente, que el orden de llegada es de acuerdo con la fortaleza de sus picos, para poder perforar el cadáver; el Catartes melambotus o gallinazo café, (gallinazo untado de miel), y el Sarcorrhamphus papa o rey gallinazo (mayor signo de la muerte).

El guala o gallinazo madrugador.

El gallinazo, es el mejor ejemplar del equipo de limpieza de la naturaleza.

El gallinazo es conocido por los siguientes nombres: chulo, zope, zopilote, golero, samuro y chícora.

Sería imposible, reemplazar al gallinazo, en su tarea de limpieza de nuestro dulce hogar, la Tierra, porque fuera de acabar con los cadáveres en descomposición, procesa en su tubo digestivo, los microbios que producen las enfermedades y los destruye, gracias a la acción del ácido clorhídrico, que su aparato digestivo genera en abundancia.

El gallinazo café o untado de miel.

El hombre, que es la fiera más peligrosa de la tierra, siente mucha odio por el gallinazo porque cree que es  feo, negro y sucio; pero hemos logrado demostrar, que es todo lo contrario, pues es el animal que mejor dominio tiene del vuelo; es negro, para poder asimilar la luz del sol y convertirla en pulsos eléctricos, que más tarde son calorías, que sirven para alimento del animal, cuando no hay comida; es superaseado, pues cada vez que come, va a una fuente de agua, para ducharse.

El rey de los gallinazos.
De Carolina Vanegas
Tomado de La Encilopedia de Antioquia

En Sopetrán el rey gallinazo, está extinguido, porque los cazadores prefirieron verlo embalsamado en los escritorios de los grandes señores

Como la comida del gallinazo es escasa en la naturaleza, las calorías que maneja, son muy pocas y no puede darse el lujo de derrocharlas haciendo vuelos largos; por esta razón, éste animal sabe manejar las corrientes térmicas que se levantan en las mañanas para elevarse a la altura que desea, en busca de alimento.

Sí observamos el gallinazo en las mañanas, veremos cómo seca sus plumas, con las alas abiertas antes de tender el vuelo, con el fin de no tener sobrepeso, para que la corriente lo pueda mover fácilmente.

En algunas oportunidades, lo vemos con las alas abiertas, colocadas hacia el sol, esta actitud significa que está tomando energía solar, para convertirlas en calorías, con el fin de nutrir su cuerpo.

Gallinazos en plena acción.

El gallinazo está escaso en la naturaleza, por las siguientes razones:
El hombre lo persigue mucho.
Solo pone huevo dos veces al año y sus crías son muy vulnerables.
No sabe procesar los venenos que utilizamos en agropecuaria, y cuando un animal muere envenenado, los gallinazos que consumen el cadáver, también mueren.
La expansión urbanística hace que mueran gallinazos, por la acción de las máquinas.

El gallinazo duerme al aire libre, porque no tiene enemigos naturales.

Este animal, tiene una cualidad muy importante, solo hace vida común con un miembro de su especie y cuando uno de la pareja muere, el otro se queda solo de por vida y muchas veces, muere por la nostalgia. A esta cualidad, que está escaseando en la especie humana, le decimos monogamia.
El gallinazo carece de olfato, razón por la cual no le fastidia el mal olor de los cadáveres.

Nosotros vemos así.

La visión del gallinazo, es un novedoso sistema, que consiste en que por cada ojo, puede ver una imagen distinta y el cerebro maneja las dos imágenes; lo que quiere decir, que tiene dos sistemas independientes de visión; pero cuando está en pleno vuelo, proyecta los dos ojos sobre el mismo objetivo y esto los convierte en un binóculo, con el cual puede ver una lombriz que se desplaza por el suelo.  A este novedoso sistema le llamamos: Visión monocular y visión binocular.

Visión binocular.

El gallinazo pone dos huevos y los incuba por un término de 32 a 39 días; después de nacidos, hacen su primer vuelo a las 10 semanas; a las 14 semanas, vuela perfectamente y se defiende de sus enemigos.  Un gallinazo, puede vivir 30 años, si es silvestre y 40 años si está en cautiverio. Digo esto, porque se deja domesticar fácilmente.

Su cuello es desnudo para poder introducirlo en los cadáveres, sin que las plumas se deslustren con la sangre y la carne descompuestas.
Parece que posee una especie de barómetro que le anuncia con tiempo cuando va a llover, con el fin de que no lo sorprenda el invierno en pleno vuelo, pues de lo contrario, el peso en las plumas, con la lluvia sería excesivo y el animal se estrellaría.

La máquina voladora de los gallinazos,
sirvió de modelo para el diseño de los aviones.

Su pico es un novedoso sistema de cuchillas colocadas en la uña central del pico y los laterales son muy cortantes.

El gallinazo posee un sentido especial para conocer si el animal enfermo va a morir, recordemos que solo lo pica, cuando está seguro de que ha muerto, esto lo logra con unos cosquilleos que hace en las partes sensibles del cadáver.



Sopetrán enero de 1992.

*

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Buenas tardes. de antemano dejeme agradecerles a usted y a su equipo por el trabajo que han hecho el cual es excelente y supremamente informativo. una sugerencia para la celebracion que va a tener el blog en diciembre...seria muy bueno que la reunion fuera grabada y puesta en youtube para que se pueda ver por todo el mundo. conosco varias personas en el exterior que les encantaria verlo en involucrarse mas con estas actividades. Gracias. JP

Abel Méndez dijo...

Estimado JP

Tu ídea es buena y la seguiremos, pues ya habíamos hablado de grabar algunos eventos para montarlos en You Tube.

Hasta ahora sólo tenemos programada la Misa de 8:30 a. n. en el templo parroquial el domingo 18 de diciembre.

Otros eventos se podrán programar, según la confirmación de asistencia. Si considero su nota como confirmación de asistencia es el cuarto en confirmar.

Hasta ahora los asistentes serán: Darío Sevillano Álvarez
Gabriel Escobar Gaviria
Raúl Tamayo Gaviria
JP

Es bueno que los lectores se vayan manifestando. Por el control que aquí llevamos sabemos de algunas ciudades de nuestro país y del exterior donde nos abren con frecuencia. E incentivado muchas veces la correspondencia y la respuesta ha sido escasa.

Gabriel Escobar Gaviria